¿Qué Buscas?

Búsqueda avanzada
Selecciona en donde deseas Búscar
Noticias de Películas

Capítulo V - La vida pasa.

18 de Abril de 2018 20:10:03 | 200 Lecturas | Via: ElSeptimoarte.com

Sobrepasamos el ecuador del Festival mejorando el sabor de boca dia a dia, ahora ya si dando muestras de que el cine puede ser, tambien, uno de los motivos para dejarse ver por aqui durante unos dias.


Como por ejemplo el buen sabor de boca dejado por Pau Dura con su opera prima, 'Formentera lady', una correctisima primera incursion en esto del largometraje que cuenta con un aliado de primer nivel en la figura de Jose Sacristan quien, como casi siempre, se vale y se basta para dignificar cualquier pelicula, esta sin ir mas lejos. Una obra efectiva y modesta que funciona dentro de dicho espectro de humildad controlada pero a la vez, lo suficientemente pulida para que su falta de pegada, o de atrevimiento, o de mordiente caiga en saco roto con una sonrisa de amistosa conciliacion.


Se ve con el agrado que voluntariamente le falta a 'Las distancias', una propuesta incomoda y progresivamente molesta pero en el buen sentido, servida con tanta alevosia sibilina como tambien una contencion de muy buen ver. Elena Trape da el salto a la primera division con este retrato amargo, claramente desencantado de la descomposicion de un grupo de amigos en un Berlin de claro tonos grisaceos. "La distancia" entre lo que fuimos y lo que somos, entre lo que queriamos y lo que tenemos en realidad. Esa "distancia" que nos une, y que a la vez nos separa.

Trape aporta una mirada personal, e intima a este desencanto vital, representativo de buena parte de toda una generacion de treintañeros, con una delicadeza y economia de medios verdaderamente encomiables. Suavemente, y como quien no quiere la cosa Trape nos la hace rompiendo el molde de lo que, en un primer momento, parecia iba a ser algo mucho mas burdo. Y asi 'Las distancias' se eleva por encima de las posibles limitaciones de su propio paradigma para erigirse en una obra perspicaz, pero sobre todo de una contundente mordacidad.


Tambien 'Relax... it’s just sex' resulta contundente aunque de otra manera, mas impactante e instintiva, menos sutil o sosegada. En cualquier caso, igualmente servida con tanta alevosia sibilina como una contencion de muy pero que muy buen ver, tanto a nivel de imagen como a nivel de sonido. Hugo Stuven tambien da el salto de categoria con este relato que se hace fuerte en ese momento durante el que 'Infierno azul' se hizo la interesante; esto es, antes de que un tiburon digital apareciera por las inmediaciones con la intencion de tocar los huevos.

Stuven evita el sensacionalismo y/o efectismo "a lo Jaume Collet-Serra" y dota de un caracter netamente emocional a lo que, sin dicho componente, no habria sido mas que un relato de supervivencia sin mayor aliciente que el morbo por el sufrimiento ajeno. Dicho componente transforma esta epopeya de supervivencia en un drama en lugar de en un thriller, y con la ayuda de un fantastico apartado audiovisual y un convincente Alain Hernandez, la elevan a un rincon donde ademas de sufrir por mero instinto, tambien la respetamos con el corazon.

Continuara...

Por Juan Pairet Iglesias
@Wanchopex


Click aqui para mas informacion

  •  
  •    

Comentarios de la noticia “Capítulo V - La vida pasa.”
  

Al añadir datos, entiendes y Aceptas las Condiciones de uso del Web y la Política de Privacidad para el uso del Web. Tu Ip es : 34.236.145.124