¿Qué Buscas?

Búsqueda avanzada
Selecciona en donde deseas Búscar
Noticias de Películas

'Cegados por el sol' - Jump Into the Fire

22 de Abril de 2016 16:10:08 | 518 Lecturas | Via: ElSeptimoarte.com

El destino, asi como tu inigualable poderio, te ha dado la oportunidad de oro de pasar un fin de semana con aquellos amigos del alma que tanto hace que no ves. Ha sido todo muy improvisado, y de hecho, este es parte del encanto. Digamos que tu estabas por la zona, que ellos estaban mas o menos disponibles y que... bueno, que te morias de ganas de verlos. Asi que hiciste las maletas, compraste los primeros billetes de avion disponibles (para ti y para la que muchos consideran tu ultimo ligue... pero no, que en realidad es tu hija), te montaste en el aereo, te pediste tres copazos del licor mas caro del catalogo, te enfundaste los auriculares y te reventaste los timpanos a base de algunos de los grandes exitos de la historia del rock. Cuando te diste cuenta, ya estabais a punto de aterrizar, de modo que decidiste pasarte por el forro todas las medidas de seguridad, desabrochandote el cinturon, marcandote un baile antologico entre los asientos y encendiendo el movil para llamar a tus colegas y comunicarles que en los proximos dias, te ibas a instalar en su choza... porque claro, con tanta excitacion, se te habia pasado lo de avisar con antelacion.

El corazon, por poco que no se te para, que al fin y al cabo, y por muy pletorico que te sientas, ya no tienes el cuerpo para los trotes a los que le sometias en tus años mozos. Pero da igual, ¿a quien le importa? Esto no ha hecho mas que empezar, y todavia tienes que darlo todo. Y que te quiten lo bailao'. Con este estado de animo arranca (y ahi mismo se mantiene) la nueva pelicula de Luca Guadagnino; con esas ganas irrefrenables de, como dijo el maestro Harry Nilsson, escalar una montaña, de nadar en el mar... de saltar al fuego. Sin miedo a quemarse, es mas, con el deseo suicida e irrefrenable de alcanzar la gloria abrasado en las llamas del mismisimo sol. Con la fuerza de los astros, efectivamente, arranca la historia. Con el estadio de San Siro (o Giuseppe Meazza, como guste), ni mas ni menos, a los pies de una de las mayores estrellas de nuestros tiempos. No, no hablamos de la final de la Champions, sino de '
Cegados por el sol', traducida aqui con un titulo horroroso marca de la casa, 'Cegados por el sol', y que es remake de 'Swimming pool', cinta francesa de culto de 1969, dirigida por Jacques Deray.

Por si Paolo Sorrentino y Matteo Garrone no lo habian dejado claro con sus ultimos trabajos, presentados ambos dos en Cannes, llego Guadagnino, este ultimo a Venecia, para confirmar la tendencia. 2015 fue, definitivamente, el año en que el cine italiano (el de autor, al menos) se abono a la internacionalizacion. Asi, vemos como en el caso que ahora nos concierne, los personajes de la funcion se las apañan entre el italiano, el frances (permiso para malpensar) y sobre todo el ingles, para no verse demasiado frustrados ante ese tan frustrante invento que ha sido siempre la comunicacion humana. Esperando a recuperar la voz tras una intervencion quirurgica, una estrella del rock (Tilda Swinton, estupenda, como siempre) se toma unos dias de descanso en una idilica finca italiana, junto a su joven pareja sentimental (Matthias schoenaerts), solo que como sucede casi en todas las ocasiones en la Mostra, la calma y el buen rollo se ven bruscamente interrumpidos. Esta vez por la entrada en escena de un amigo en comun y ex-manager (y algo mas) de ella (Ralph Fiennes), asi como de su encantadora y enigmatica hija (Dakota johnson). La tension (generacional, racial, sexual... la que sea) esta garantizada, el desastre, tambien.

Hacia alla se dirige el propio film, el cual despues de unos dos primeros actos irresistiblemente disfrutables, merced al estilo inquieto y jugueton de Guadagnino y a la aportacion de un Ralph Fiennes tan omnipresente como magistralmente desmadrado (lo suyo ya es de Oscars, uno por cada escena en la que aparece), toma la decision sorprendente (y por que no decirlo, encomiable) de consumar el harakiri. Por el orgullo en la negacion de la edad adulta, quizas; por el placer de la auto-combustion, sin duda. Todo esto sin que a uno se le quite la sonrisa de la cara. Tan insensato como, a la postre, genial. ¿O acaso no era esto mismo mezclar las farras de la Europa de primera clase con la crisis de los refugiados? A cada escena que pasa, el director se libra mas y mas a un sentido de la comedia (despiadada donde las haya) que atrapa por su atmosfera enrarecida, y tambien por el incomodamente sugerente dialogo que establece con el material filmico original. Hasta casi llegar a ese punto en el que parezca que cualquier parecido con el modelo primigenio es mera casualidad. Mas o menos, como lo que hizo Herzog con el 'Teniente corrupto' de Ferrara. En aquella ocasion, se trataba de ver hasta donde cubrian los excrementos del primero, el cuerpo (mente y alma) del segundo; ahora, hay mejores vibraciones entre ambas partes, aunque a modo de filosofia vital, sigue imperando esa tan saludable irreverencia hacia lo que teoricamente deberia ser sagrado. Y rianse, por favor, que esta es, en parte, la intencion de la cinta, porque en determinadas ocasiones (y mas ahora, con los tiempos que corren), nos damos cuenta de que no hay nada mas gracioso que un plato roto, que un coche averiado o que, ya puestos, un cadaver en el fondo de la piscina.

Por su parte, y por supuesto, cuesta pensar en algo tan sexy como el propio cine. Como suena y como se ve. Deray supo entenderlo y explotarlo; Guadagnino, en un acto de comprension que le acerca a la pelicula de los 60, tambien. Asi, la fina linea que separa el remake de la libre adaptacion, queda en algo aun mas fino, si cabe. Asi, el medio se acaba convirtiendo en la unica provocacion y tentacion posible. En el autentico objeto del deseo, artistico, espiritual y obviamente, carnal. La belleza de lo vacuo pocas veces habia venido tan cargada de mensaje. Es aqui cuando nos damos cuenta de que tanto movimiento aparentemente gratuito; de que tanta fijacion que en un principio parecia tan banal, obedece en realidad a la construccion, estrictamente filmica, de esa sensacion que solo puede surgir del placer hedonista del arte hecho (y consumido) en caliente. Olvida todo lo que hayas podido aprender sobre el proceso creativo de una pelicula, porque es como si el sudor humano y la brisa mediterranea se hubieran fusionado con el celuloide; como si la produccion (con cualquier prefijo que se le pueda añadir) hubiera desaparecido; como si ya no hubiera planificacion que valiera; como si el unico rumbo valido solo pudiera venir marcado por los arrebatos pasionales activados por esa cancion favorita (en serio, que delicia de tracklist), ese cuerpo de escandalo o esa droga que no, no te conviene... pero que tanto echas de menos. ¿Lo has notado? Felicidades, aun te queda vida por quemar.

Nota: 7 / 10

por Victor Esquirol Molinas
@VctorEsquirol



  •  
  •    

Cegados por el sol Esta noticia esta relacionada con la película Cegados por el sol de Luca Guadagnino, ver la sinopsis de Cegados por el sol, o el trailer de Cegados por el sol, o carátulas de Cegados por el sol, o Imágenes de Cegados por el sol, , o Críticas de Cegados por el sol,


Comentarios de la noticia “'Cegados por el sol' - Jump Into the Fire”
  

Al añadir datos, entiendes y Aceptas las Condiciones de uso del Web y la Política de Privacidad para el uso del Web. Tu Ip es : 18.206.194.161


Noticias relacionadas de la película Cegados por el sol

Deseo, celos y rock and roll. Tráiler español de 'Cegados por el sol'...
Noticia creada el 21 de Marzo de 2016 10:10:02- 403 Lecturas